Cómo limpiar una plancha: mantenga su ropa sin arrugas

¡Los hierros hacen que nuestra ropa se vea elegante! Usar una plancha (o puede que la conozcas como plancha plana) para eliminar las arrugas y pliegues de la ropa es una rutina esencial en nuestras vidas. Es importante limpiar y mantener las planchas porque sus placas (la parte inferior de la plancha) pueden volverse pegajosas, polvorientas y aceitosas.

En algunas situaciones, las telas pueden derretirse, lo que puede crear un feo y obstinado desorden. Cuidando tu plancha, puede deslizarse sin esfuerzo por tus vestidos, camisas, pantalones y más! ¿Quién no preferiría eso?

…así que, ¿cómo se limpia una plancha, se pregunta? ¡Estás en el lugar correcto para averiguarlo! Esta guía te dará 10 consejos sobre cómo limpiar una plancha correctamente.

1. Usar bicarbonato de sodio y agua para limpiar la suela de la plancha.

¡Este método es una gran manera de disolver cualquier mugre que se haya hecho en casa en tu plancha! Todo lo que necesitas hacer es mezclar un poco de bicarbonato de sodio y un poco de agua para crear una pasta.

Luego, frota esta pasta en la suela de la plancha usando un cepillo suave o una toalla para fregar. Simplemente use agua para limpiarla. Asegúrate de que la pasta esté completamente limpia y deja que la plancha se seque antes de usarla.

2. Puedes usar un periódico.

Calienta la plancha en la posición más alta y usa guantes de cocina para proteger tus manos del calor. Prepara un poco de papel de periódico y úsalo para frotar la suela de la plancha. ¡Eso es todo!

3. Usar un quitaesmalte de acetona es otro método para limpiar una plancha.

¡Este es un gran método para disolver y limpiar la suciedad del hierro! Enciende la plancha y deja que se caliente. Empapa una bola de algodón con quitaesmalte de acetona.

Mientras usas guantes de cocina, rápidamente frota la bola de algodón empapada en la superficie caliente. El quitaesmalte de acetona se evapora rápidamente, pero hace un gran trabajo disolviendo cualquier suciedad. Una vez que haya terminado, limpie la superficie con agua y un paño.

4. ¡Las esponjas de cocina y los estropajos pueden limpiar el desastre!

Usando una esponja de cocina o un estropajo que no raye, frota la superficie de la plancha con agua y jabón. Una vez que haya terminado, límpiela con una toalla y déjela secar completamente antes de usarla.

5. ¡Vinagre, vinagre, vinagre!

Humedece una toalla con vinagre blanco destilado. Luego, limpie la suela de la plancha para eliminar cualquier suciedad. En algunas situaciones, puede quedar algún residuo, lo que requerirá remojar una toalla limpia en vinagre destilado y colocar la suela de la plancha fría sobre la toalla. Simplemente déjela en remojo durante 15-30 minutos, y luego séquela.

6. Usar el poderoso dúo de limpieza, vinagre y bicarbonato de sodio

Remoje una toalla en una solución compuesta de vinagre y bicarbonato de sodio. Ponga la toalla empapada en el suelo, y con la plancha apagada, pase la plancha sobre la toalla como si la estuviera planchando.

7. Simplemente use detergente para platos

Una de las mejores maneras de limpiar una plancha es verter unas gotas de detergente líquido para vajilla en un poco de agua. Luego, use un trapo suave, una toalla o una toalla de papel mojada en la solución para limpiar cualquier residuo en la suela de la plancha.

8. ¡Sal!

Espolvorea una generosa cantidad de sal en una hoja de papel. Luego, pase la plancha caliente sobre esa hoja de papel, lo que ayuda a eliminar las manchas y otras suciedades. Pasa la plancha unas cuantas veces, luego desenchufa la plancha para dejarla enfriar. Una vez que la plancha se enfríe, limpie la sal con un paño seco y suave.

9. ¿Qué tal pasta de dientes?

Simplemente frote un poco de pasta de dientes blanca en la suela de la plancha. Luego, límpiela con un paño húmedo. Recuerde que debe dejar que la plancha se seque completamente antes de usarla.

10. ¡Las sábanas del secador funcionan bien!

Mantén la temperatura de la plancha baja y frota unas cuantas hojas de secador sobre las suelas. Continúe frotando hasta que se quite la mugre.

Para limpiar los agujeros de vapor (respiraderos de vapor), use un bastoncillo de algodón húmedo. Sumerja un bastoncillo de algodón en una solución de agua y detergente líquido. Luego use el hisopo de algodón húmedo insertando y restregando los agujeros de vapor.

Y finalmente, cosas para recordar:

Cuando te preguntas cómo limpiar una plancha, puedes sentirte tentado a usar clips u otros objetos duros, pero por favor, ¡no lo hagas! Haciendo esto, podrías crear arañazos no deseados en la suela de la plancha y sus agujeros de vapor. Además, su curiosidad por limpiar una plancha puede convertirse en encontrar maneras de deshacerse de sus arañazos (y créalo, no será un deber agradable)!

¡Gracias por explorar esta guía sobre cómo limpiar una plancha! Explora más de nuestros servicios, consejos y trucos, y ofertas. Feliz limpieza!

Deja un comentario